NACIONAL, PORTADA

“¿A cambio de qué, cedieron a EU la responsabilidad en la frontera sur?”

VICENTE BELLO/ TREN PARLAMENTARIO

México.- Luis Videgaray Caso compareció ayer ante el Pleno de los 128 senadores. El Senado es la institución legislativa facultada por la Constitución para revisar la política exterior de México. ¿Lo hizo? ¿Cumplió esta Cámara con su función de contrapeso constitucional? Únicamente dos senadores –Layda Sansores Sanromán y Manuel Bartlett Díaz- abrieron, sin ambages, en canal a la cancillería y al gobierno de Enrique Peña Nieto.

Más allá de jurar que están defendiendo la soberanía nacional, ¿qué han negociado con Estados Unidos a propósito de la frontera sur de México? ¿Por qué si Trump sólo golpea y humilla, México no se arma de dignidad y saca a todas las agencias policíacas estadounidenses del país? ¿O es que negocian la entrada de más agentes gringos?

 

He aquí lo que dijo Layda Sansores a Videgaray: “Usted sabe bien que se tiene la percepción generalizada de que el actuar del Gobierno es tibio y medroso, ¿qué esconden? ¿Por qué mienten?

“Con el senador Bartlett presentamos un punto de acuerdo para que se dé a conocer la conversación telefónica de Peña con Trump, que causó tanta polémica. Exigimos sea publicitada.

“¿Qué quieren ocultar? ¿La falta de carácter de un Presidente que acepta la humillación; que acuerda cosas inaceptables?

“¿Sí o no la grabaron, o acaso va a ser capaz de sostener ante esta soberanía que fueron tan estúpidos para no grabar una conversación tan delicada, que además tenía intérprete?

“Ustedes piden unidad, nosotros transparencia.

“… Preocupa y mucho la opacidad con que se manejan las visitas del Secretario de Estado y de Seguridad Nacional de Estados Unidos, y esa que se efectuó en Tapachula que no dijeron nada, con jefes del comando sur y norte, para discutir asuntos de nuestra frontera sur.

“Usted dijo que no hablaron del muro, ni de deportaciones masivas. ¿Y entonces a qué vinieron estos señores? Me parecen muy sospechosas las amables recomendaciones de los secretarios que mandó Trump.

“A los hermanos centroamericanos, no arriesguen sus maravillosas vidas; no expongan a sus preciosos hijos”. Ah, ¿Y desde cuándo son tan cariñosos?

“Alarma que usted en su declaración, y esto me parece todavía más grave, haya dicho al final de la reunión que habrá una responsabilidad compartida, así textual.

“¿Qué quiere decir eso?

“Nos están pateando y nosotros insistimos en seguirles haciendo el trabajo sucio, cuidando el traspatio en que han convertido a México, y en esta responsabilidad compartida dígame: ¿Vamos a ser paladines o vamos a seguir siendo peones y seguir limpiando la caca?

“Dígame, le pido que esta pregunta tampoco la evada:

“Ya que está repartiendo soberanía, ¿qué responsabilidad le toca a Estados Unidos y cuál le toca a México?

“¿A cambio de qué se cede la responsabilidad en la frontera sur?

“México no debe ser policía de los Estados Unidos ni permitir que operen en nuestro país agentes de seguridad y además armados.

“La política migratoria en la frontera sur es una política de exterminio y se calcula que uno de cada tres desaparecidos es un migrante centroamericano.

“En esta coyuntura proponemos la salida de los agentes armados más pronto que tarde y más pronto que temprano y que se ponga punto final a la iniciativa Mérida. Ellos pretenden que mientras Trump levante el muro, nosotros sigamos cavando fosas para que a ellos no los salpique la sangre.

“Es deleznable. México debe ser santuario para los centroamericanos y no un enorme cementerio sin cruces y por cierto, señor Secretario, ¿cuál es el plan para los hermanos haitianos, cubanos y africanos que se quedaron varados?

“Trump expresó frases humillantes que lastiman nuestra dignidad y advertencias que atentan contra la soberanía de México, pero usted dice no, no ha habido ninguna falta de respeto a la diplomacia mexicana, no; aquí no ha habido amenazas, agresiones, insultos a México…

“Trump los tiene avasallados y no se dan cuenta que los ataca con el arma más letal que hay en la política, que es el ridículo.

“¿Qué deben, qué le saben, a qué le teme Peña, que ha perdido hasta la hombría de indignarse cuando hieren a su pueblo?”

 

Una pregunta escocía: ¿A cambio de qué cedieron a los Estados Unidos la responsabilidad de la frontera sur?

Y esto respondió Luis Videgaray Caso: “¿A qué me refería yo cuando hablé de una responsabilidad compartida? Me refería a Centroamérica y me refería particularmente al triángulo norte, a Honduras, El Salvador y Guatemala.

“No podemos pretender atender este fenómeno migratorio que se ha acelerado de manera considerable en los últimos tres o cuatro años, si no asumimos también una responsabilidad con respecto al desarrollo y a la estabilidad en la región.

“México tiene un fondo de acuerdo a las capacidades presupuestales del Estado Mexicano, en el cual colaboran proyectos de desarrollo en la región centroamericana, no sólo el triángulo norte, asumimos nuestra responsabilidad, pero el gobierno de los Estados Unidos también tiene que asumir su responsabilidad, tiene que compartir la responsabilidad con los gobiernos centroamericanos, con el gobierno de México y por cierto con otros gobiernos que quieren participar, el gobierno de Colombia, el gobierno de Canadá, por ejemplo.

A eso me refería yo con una responsabilidad compartida y es un principio fundamental de nuestra relación con los pueblos hermanos de Centroamérica”.

Hablaron mucho. Pero en torno de esta pregunta giró el Pleno. Querían saber si Peña ya permitió que policías y militares gringos, con sus equipos, monitoreen la frontera sur de México desde las bases militares mexicanas. Y eso contestó Videgaray. Se acabó el espacio. Continuará.

Comentarios

Comentarios

28 Febrero, 2017

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Síguenos en Twitter
Siguenos en Facebook
El Piñero de la cuenca

El Piñero de la Cuenca es un medio de información con 30 años de vida; es un proyecto integrado por periodistas y profesionales de la comunicación comprometidos con las causas justas y sociales.